martes, 28 de julio de 2015

Eyaculando letras


aquí estoy
volviendo a ser el mismo ser
patético que siempre soy,
escribiendo estos malos versos
mientras el mundo gira
y yo ni siquiera existo,
preguntándome donde quedó el hombre
después de cada eyaculación espontánea,
a donde fue el sonido
de las risas escritas,
o por qué dejo de ser persona
al otro lado de las líneas;
dejo que mis pensamientos chorreen
con ese irritante ruido
de cisterna con escape,
echándose a perder
en ésta cloaca que es mi mente,
pero aquí dentro ya no queda nada de mí,
imposible recuperar el rumbo
que me he esforzado tanto en perder,
o limpiarme toda ésta mierda
con una simple ducha,
estoy harto de eyacular letras
y de hacer el amor con mi sombra.